Nunca es tarde pa’ salir del clóset…

Hace unos días, un querido amigo de 82 años de edad salió del clóset. Había recibido su llamada hace varios años y me dijo: “te estoy viendo en televisión como defiendes los derechos humanos y me siento orgulloso de ti. Quiero que sepas que lo que estás haciendo no tan sólo lo haces por gente que tal vez no conoces, sino que también por mi. Pero cuando te vea en persona, te lo digo todo”.

Luego de apróximadamente tres años de aquella llamada nos pudimos encontrar en uno de mis viajes de trabajo. El encuentro fue intenso, emotivo y liberador. Primero para mi, pues a pesar de conocernos, no había tenido mucho contacto con él en el pasado – nos habíamos visto pocas veces en persona. Pero para él fue otra cosa. Luego de tantos años de guardar para si su mayor secreto, finalmente podía liberarse, hablar francamente de su orientación sexual y no ser juzgado – todo lo contrario, ser aceptado en su totalidad como ser humano.

El encuentro empezó con conversaciones livianas y con miradas, gestos y palabras nerviosas. Las manos le temblaban, su rostro se iluminaba y su cuerpo cogía fuerzas a cada minuto. Y luego de un rato, empezó a contar su historia que fluyó torrencialmente en un impulso liberador que no tendría censura.

Y es que luego de tantos años de permanecer en el clóset, ya podía contarlo todo, sin tapujos, sin temores, sin presiones. Fue hermoso – ha sido de las conversaciones más maravillosas, intensas, emotivas y enriquecedoras de mi vida. Delante de mi tenía a un hombre de 82 años que le relevaba su verdadera identidad a la primera persona que podía. Algo me quedó claro: nadie tiene por qué esperar toda su vida para salir del clóset – ese clóset al que la sociedad, la religión y la homofobia nos mete para hacernos sentir menos. Pues no – somos iguales y merecemos ser libres, felices y quienes somos.

Me contó todo – y cuando digo todo es todo. Lleva 20 años con una pareja, vive en un área apartada y rural – donde se siente más seguro pues casi nadie lo conoce. Es mecánico de profesión pues aún sigue laborando y ama profundamente a su pareja. Se casó con mujeres en 4 ocasiones, tiene varios hijos y aún más nietos. Pero algo tiene claro: nunca ha sido más feliz que ahora.

El encuentro fue tan intenso que aún no me he comunicado con él desde aquel día. Pero tan pronto termine de escribir estas letras, lo llamaré pues no tan sólo soy el único – aparte de su pareja – quien lo conoce en su totalidad, en su plenitud como ser humano, sino que quiero ser su amigo, su cómplice y su familia.

Nunca es tarde pa’ salir del clóset, pero coño, no es justo que uno tenga que esperar hasta los 82 pa’ finalmente compartir quien un@ verdaderamente es con el Mundo. Hagamos votos pa’ que podamos vivir en una sociedad donde tod@s seamos respetad@s, reconocid@s, amad@s y validad@s con nuestra completa humanidad. Es lo menos que podemos hacer…

6 thoughts on “Nunca es tarde pa’ salir del clóset…

  1. Como dice la canción de Circo …”nunca es tarde si la dicha es buena. Nunca es noche para comenzar..”

  2. Muy hermosa y emotiva la historia…que el mundo se entere de la capacidad genuina que tenemos nosotros para amar….

  3. Y todo por amor, si hubiera mas amor al prójimo el mundo fuera mejor para todos. Gracias por compartir tu experiencia, y si es lamentable que tengamos esa situación de vida como tantas otras situaciones injustas. No perdamos la fe, adelante julio con tu labor de vida!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s