El mensaje de odio de PR por la Familia ya no tiene resonancia…

logo-300x129El activista de derechos humanos Pedro Julio Serrano aseguró hoy que “el mensaje de odio de Puerto Rico por la Familia ya no tiene resonancia en sus propias huestes y mucho menos en el pueblo”, tras la poca asistencia a su protesta ayer frente al tribunal federal en contra de los derechos para las personas LGBTT.

“De decenas de miles en el pasado, Puerto Rico por la Familia pasó a tener decenas nada más en sus protestas. Esto demuestra que el mensaje de odio de Puerto Rico por la Familia ya no tiene resonancia en sus propias huestes y mucho menos en el pueblo. Ni con el hecho de salir de Semana Santa donde las iglesias estaban llenas, ni con que ayer era un día feriado, ni con los miles que gastaron en publicidad y montaje, pudieron llevar a sus feligreses. Se acabó el abuso”, aseveró Serrano.

El portavoz de Puerto Rico Para Tod@s destacó que “en el pasado, la gente fue bajo engaño a esas protestas, pues le decían que era para supuestamente ‘proteger a la familia’. Ya la gente se dio cuenta que su agenda es una de odio e intolerancia en contra de las personas lesbianas, gays, bisexuales, transgéneros y transexuales. Y la gente ya reconoce que las personas LGBTT somos sus hijos, sus amigos, sus vecinos y merecemos vivir en paz, igualdad y libertad”.

“Si hubieran protestado en contra del abuso sexual contra menores por parte de sacerdotes y pastores pederastas, si hubieran protestado en contra de la violencia doméstica, si se hubieran manifestado para mejorar los matrimonios heterosexuales que más del 70 porciento se divorcia, la asistencia hubiera sido mayor. Pero para odiar, intolerar, violentar derechos, la gente buena de nuestra patria no se presta”, concluyó Serrano.

Anuncios

Solidaridad…

La_Solidaridad_tarea_centradosSolidaridad.

Mucho se ha comentado sobre mis posturas públicas a favor de unas causas.

No soy maestro, pero apoyo al magisterio. No soy estudiante, pero marcho con ell@s. No soy protestante, pero visito iglesias de puertas abiertas.

No fumo marihuana, pero creo en la descriminalización. Respeto la libertad de culto, pero creo que las iglesias deben pagar impuestos.

No soy negro, pero combato el racismo. No soy mujer, pero soy feminista. No soy dominicano, pero lucho contra la xenofobia. No soy transgénero, ni transexual, pero batallo contra la transfobia.

Y así puedo seguir…

La cuestión es que la solidaridad se practica, no se predica. La solidaridad no necesita reciprocidad. La solidaridad no se condiciona.

La gente sabe cómo hago mi lucha. Nunca le diré a un grupo cómo hacer su lucha, ni tan siquiera para condicionar mi solidaridad a su causa.

Soy solidario – sin condiciones, sin imposiciones, sin miramientos.

Lo único que se necesita para ser solidari@ es ponerse en los zapatos, las tacas, las chancletas, las botas, las tennis, los pies descalzos de l@s demás. Más ná…

¡Qué viva la solidaridad!

Reta a fundamentalistas a marchar contra sacerdotes y pastores pederastas…

UntitledEl activista de derechos humanos Pedro Julio Serrano tronó en contra de los grupos fundamentalistas por convocar una marcha para oponerse al matrimonio entre parejas del mismo sexo mientras callan ante escándalos de sacerdotes y pastores pederastas.

“Puerto Rico por la Familia y los líderes fundamentalistas acaban de convocar una manifestación para oponerse a los derechos entre personas LGBTT que consienten, pero callan ante los crímenes y abusos sexuales de sacerdotes y pastores pederastas en contra de menores que no pueden consentir. Con qué moral, pregunto, con qué moral”, aseveró Serrano.

El portavoz de Puerto Rico Para Tod@s retó a los fundamentalistas a hacer conferencias de prensa, marchas y hasta simplemente denunciar a estos pastores y sacerdotes pederastas. “En el pasado año y medio, 13 pastores han sido encausados criminalmente por abusar sexualmente de menores y 17 sacerdotes están siendo investigados. Sin embargo, el silencio cómplice, bochornoso y temerario de estos líderes fundamentalistas es la orden del día. Hasta cuándo serán cómplices de estos abusos”.

“Es hora de que estos líderes fundamentalistas empiecen a limpiar sus propios templos antes de meterse en las vidas, los derechos y las ciudadanías de las personas lesbianas, gays, bisexuales, transgéneros y transexuales que sólo exigimos vivir en paz, igualdad y libertad. Que marchen en contra del abuso sexual contra menores, contra la violencia doméstica, contra el abuso de poder de aquellos llamados a pastorear sus iglesias. Por eso sí tienen que marchar. Si no lo hacen, no pueden hablar de moral”, concluyó Serrano.